IU pide a la alcaldesa que el 8 de marzo apoye la huelga feminista y reubique convocatorias de la agenda institucional

La Asamblea Local de Izquierda Unida pide a la alcaldesa, la socialista Patricia Cavada, que se sume a la convocatoria de huelga feminista del próximo 8 de marzo reubicando convocatorias de plenos extraordinarios, comisiones, juntas de portavoces, consejos sectoriales o cualquier otra actividad institucional. La formación, que ya se ha unido al clamor de las entidades sociales, demanda que este paro sea una exitosa llamada de atención para quienes ignoran la situación de desigualdad y violencia estructurales que vive la mitad de la población, algo que también tiene reflejo entre las mujeres cañaíllas.

La Asamblea Local de Izquierda Unida se suma a la huelga feminista del 8 de marzo. Esta movilización internacional tendrá lugar en diferentes ámbitos: el estudiantil, el de los cuidados, el de consumo y también el laboral, para el que se convocan paros parciales.

En esta línea, IU solicita a la alcaldesa que el próximo 8 de marzo facilite a trabajadoras municipales y a cargos públicos la asistencia a paros, movilizaciones o actividades convocadas con motivo de este día y reubique en la agenda política cualquier actividad institucional como plenos extraordinarios, comisiones, juntas de portavoces o consejos sectoriales.

La huelga feminista del 8 de marzo sirve para ver “todas las injusticias que el sistema ejerce sobre las mujeres, así como reivindicar otro modelo social, político y económico que garantice la igualdad real entre mujeres y hombres, y el fin de las violencias”. Además, esta huelga quiere demostrar que “si las mujeres paran, se para el mundo, ya que participan en todos los espacios de la vida y realizan los trabajos esenciales para que la sociedad funcione”.

IU respalda “las acciones del movimiento feminista e impulsa todas aquellas que contribuyan a que esta movilización social sea un éxito y nos ponga en el camino de avanzar hacia un cercano futuro feminista”.